En la urbanización Las Virtudes de Punto Fijo, una familia fue salvajemente agredida por un grupo de antisociales que se les llevaron todo de su casa.

Según la denuncia, los delincuentes envenenaron a su perro (un pastor alemán) y al del vecino para ingresar a la casa. Amarraron a los integrantes y al patriarca de la familia le daban descargas eléctricas con un cable conectado a la corriente para que dijera dónde tenían el dinero, mientras que a su esposa también la amarraron y le daban bofetadas para que entregara las joyas.

Además del dinero y las joyas se llevaron toda la comida que había en la casa; también intentaron llevarse la camioneta que estaba aparcada en el lugar, pero no consiguieron las llaves.

Al momento del atraco, les dijeron que tenían días haciéndoles seguimiento y sabían que tenían dinero.

La familia denunció que llamaron a la policía una vez que los delincuentes salieron de la vivienda y estos acudieron dos horas y media después.

Fuente: Notifalcón

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.