China se convirtió en el primer país en dar luz verde a una vacuna inhalada contra el covid-19, allanando el camino para el uso potencial de una vacuna sin agujas en ella nación, donde la supresión de la propagación del #covid19 sigue siendo una prioridad.

El fabricante de la vacuna, CanSino Biologics, dijo en un comunicado que el regulador de medicamentos de China había autorizado la dosis inhalada para uso de emergencia como vacuna de refuerzo.

El producto, conocido como Convidecia Air, administra una dosis de vacuna a través de una bocanada de aire de un nebulizador.

La vacuna Convidecia de CanSino contra el covid-19, que se usa inyectada, ya está en uso en China y ha sido autorizada en un puñado de otros países.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.